LO MÁS NUEVO

Lo que aquí se expone son meditaciones personales, no una doctrina. Si este espacio, nacido y expuesto desde la reflexión personal, ayuda a que otros reflexionen sobre sí mismos y orienten su vida hacia los valores del Evangelio, habrá conseguido su única finalidad.

sábado, 20 de febrero de 2010

En ejercicios espirituales


¿Cómo estamos viviendo estos días del tiempo litúrgico en el que toda la Iglesia se encuentra desde el pasado miércoles? Espero que todos lo estamos viviendo con la intensidad y profundidad espiritual que le son propias, de acuerdo con nuestro estado de vida y según nuestras posibilidades y circunstancias. Es seguro, además, que estamos aprovechando responsablemente todo lo que este tiempo nos ofrece para el crecimiento de nuestra vida cristiana y religiosa. Lo primero a este respecto que no se nos puede escapar es que, igual que los demás tiempos litúrgicos o del año cristiano, pero, sobre todo, igual que el Adviento y, especialmente, la Pascua, la Cuaresma es también uno de los tiempos litúrgicos que se denominan fuertes.


Y eso de “fuerte” quiere decir, sobre todo, lo que nos pedía san Pablo el Miércoles de Ceniza: “En nombre de Cristo os pedimos que os reconciliéis con Dios. [...,] pues mirad, ahora es tiempo favorable, ahora es día de la salvación” (2Cor 5, 20-6,2) Será, pues, muy conveniente y positivo para todos, que a los cuarenta días, que dura este tiempo, le demos también la importancia religiosa y espiritual que tienen.


En el caso particular, y dentro de este ámbito cuaresmal, tendré en la semana entrante la oportunidad de sumergirme en ejercicios espirituales. Sin duda, serán días intensos de reflexión, de oración y fraternidad. Les pido que me apoyen con sus oraciones, ellas son un alimento muy necesario para esos días.

8 comentarios:

Myr dijo...

Los ejercicios espirituales en los que hay meditación y oración son importantes para el alma, independiente de la religión a la que la persona pertenezca.

SOy Judía (no religiosa, si espiritual) e igualmente tengo mi meditación diaria y mis retiros.

Mucha fuerza en tu trabajo espiritual, para que al Luz, que es amor, se manifieste en tu alma.

Saludos

MARISELA dijo...

Querido Roberto: estos son "tiempos fuertes" no sólo litúrgicamente hablando, sino por los días que nos ha tocado vivir. Cada vez que pienso en Jesús, más se abre mi corazón al otro, al extraño, al que no conozco. Me miro en el espejo y veo un alma pecadora, pero con deseos inmensos de no serlo, de seguir el camino correcto, la enseñanza del Maestro. Las pequeñas cosas me sirven para convertirme: una buena palabra, una respuesta amable, una ayuda a un desconocido, un abrazo dado a tiempo, cooperar con Cáritas y Manos Unidas, Madre Coraje o con mi parroquia, simplemente. Todo sirve para entrar en el camino trazado por Dios para todos, para que tengamos vida en abundancia.
Un abrazo en Jesús y María.

Angeles dijo...

Te acompañan mis oraciones y a mi las tuyas.

Me gusta la nueva imagen de tu casa.
Besos:)

Desde mi cotidianidad puedo decir que hay que esforzarse para poder vivir la cuaresma. Ya sociedad que nos rodea parece inmune a los tiempo litúrgicos y a lo sumo se pueden oír ofertas de viajes para la Semana Santa.

Así que hay que tener templanza para no dejarse llevar por al corriente. Buscar unos momentos al día para leer, reflexionar, orar y acercarse a Dios.

Dios le bendiga :)

En verdad me alegra q la otra semana este en ejercisios erpirituales, los sacerdotes como cabezas principales de la iglesia es necesario q se sumergan en oracion para saber gobernar su pueblo asignado por Dios. Q esta semana sea de abundantes bendiciones muchas oraciones para todos los sacerdotes q estaran en el Santo retiro.
Abrazos......

JazNadir dijo...

Gracias Roberto por tu visita y comentario, la verdad no soy buena escribiendo pero me gusta mucho compartir las bendiciones que Dios me regala todos los dias, con respecto a la preparación para la cuaresma te cuento que acabo de salir de un retiro en el cual sentí la misericordia del Señor para conmigo, me ha dicho nuevamente que me ama profundamente, que vale la pena seguirlo, que El cuenta conmigo a pesar de mis miserias, de mis limitaciones humanas, sentí que estar con El es con mucho lo mejor, que lejos de El solo se siente tristeza, vacío, miedo, soledad, inseguridad. Animo Roberto y voy a pedir por vos en mis oraciones diarias. La Paz contigo!

Estaré en comunióncontigo, a través de la oración. Que tus ejercicios espirituales sean pelnos,llenos de la gracia de Dios.
Hermosa tu nueva presentación del blog...

rflores dijo...

Realmente es necesario prepararse para vivir con mayor intencidad el tiempo en el que ya hemos entrado y que mejor manera de hacerlo que a través de los ejercicios espirituales, la oración la meditación, el estar con el Señor, etc. Que Dios le fortalezca mucho, mucho y ponga en sus manos lo que ud necesita para este tan importante tiempo litúrgico.