LO MÁS NUEVO

Lo que aquí se expone son meditaciones personales, no una doctrina. Si este espacio, nacido y expuesto desde la reflexión personal, ayuda a que otros reflexionen sobre sí mismos y orienten su vida hacia los valores del Evangelio, habrá conseguido su única finalidad.

martes, 19 de enero de 2010

Una cierta vuelta a casa

¿Qué podría ser más interesante que tener en pocos días todos los temores de ir a desarrollar una tarea para la que no te sientes preparado, combinados con todas las humanas seguridades de volver a casa?

Creo que esta pregunta resume de algún modo el recorrido que me ha traído de nuevo al lugar que hace nueve años me acogió como a un muchacho que tenía una ilusión en la vida.

Han bastado unas horas para que los miedos y las dudas –no siempre fascinantes-que lleva consigo un cambio de tarea dejen paso a la seguridad y a la gratitud de un sitio conocido y acogedor.

No puedo decir que vuelvo como lo que era en sentido estricto porque ya mi condición ha cambiado, pero si que vuelvo a un lugar familiar, a una entidad que ha tenido un lugar especial en mi vida, a una institución en la que han trabajado personas amigas, y que me ha preparado para ser lo que ahora soy.

La placida sensación de confianza a la que hago referencia guarda una relación directísima con la adhesión y las atenciones que me han brindado tanto los alumnos como el que hace algunos años está al frente de la institución. Creo que debería decir algo sobre él, pero no es fácil: lo conocí cuando los dos éramos un poco más jóvenes y estos días me está dando una lección que reúne paciencia, fraternidad de calidad y un carácter tan acogedor y tan risueño, que podría caer en el error de que es algo fácil o natural la tarea que desempeña.

9 comentarios:

Angelo dijo...

Conozco esa sensación y siempre he tenido la serenidad que tú has demostrado. Me alegra que tus temores se conviertan en confianza. Un abrazo. Te llevo en mi oración diaria.

Myr dijo...

Hay personas que marcan nuestra vida de una forma especial y eso es un gran regalo.

Gracias por tu comentario en mi blog, ROBERTO, al cual te doy la bienvenida y te enlazo.

Un fuerte abrazo

Anónimo dijo...

hola roberto muy interesante tu entrada, leo tus ariculos y sinto que me ayudan a mi vida a la vez veo lo mucho que as crecido en sabiduria estos años.

quiero a la vez felicitarte por tu nuevo exito, Dios bendiga tu ministerio.

debes de saber tambien que el Pueblo de Dios espera de ti que seas un sacerdote santo, caminando cotidianamente hacia la conversión, inculcando en los demás el deseo de entrar más profundamente en la vida eclesial de creyentes. talvez no se quien pero te exhorto a profundizar tu amistad con Jesús, el Buen Pastor.

att: Rene Barrera

Militos dijo...

Me gusta mucho lo que he leído, este lugar da paz. Bonito post.
Saludos

rflores dijo...

La alegria y el entusiasmo de tener nuevas experiencias es lo que debe impulsarle a seguir caminando y avanzando en el camino en el que Dios lo ha colocado. Siempre hay una primera vez para todo, todos aprendemos para luego dar a conocer lo aprendido y que bueno que sea en casa el lugar donde comience a dar a conocer su ministerio el lugar en el que una vez ud fue acogido y que nuevamente hoy le abre sus puertas.

El Camino que nos lleva a la Verdad es un camino de espinas, tambien de rosas, inseguridades, dudas, riesgos... Es un camino donde cada día se empieza de nuevo, y ese debe ser nuestro esfuerzo y empeño. "Construir cada día la Voluntad del ESPÍRITU SANTO dentro de nosotros.

Y para ello tenemos que desapegarnos, dejar nuestros miedos, temores, problemas a los pies del ESPÍRITU, y cargar y tomar los suyos, pues ÉL estará a nuestro lado para, aparte de tomar nuestros problemas, darnos a conocer toda la Verdad y el Camino a seguir.

Un fuerte abrazo en XTO.JESÚS.

En primer lugar me gusto mucho la foto y la sensación que describes es muy bella, en verdad que siempre aprendemos de los demás y no sé porque ciertos seres humanos nos dejan marcados de por vida.
Saludos

Ernesto dijo...

hola padre. pues felicidades por la tarea que tiene. DLB.

Angeles dijo...

Cuando alguien llega a Casa es siempre bien recibido y más cuando se llega lleno de Amor.
Gracias por compartirlo
Un gran abrazo:)